La ruleta americana siempre ha estado entre los juegos más populares del casino. Hoy queremos hablaros sobre ella.

Es imposible pensar en un casino y no visualizar una ruleta americana girando y girando con ese peculiar sonido tan característico que emite. Se trata de uno de los juegos más populares, tanto en los casinos tradicionales como en nuestro casino para eventos. Todo el mundo sabe que, a grandes rasgos, el juego consiste en prever en qué número de la ruleta se detendrá la bola que debe lanzar el crupier, pero en realidad es mucho más.

Un poco de historia

El origen de la ruleta es misterioso. Son varios los países que se adjudican el nacimiento de este juego, aunque todas las pistas parecen llevar a Francia. Se sabe que fue creada en el siglo XVIII, aunque cien años antes antes el físico y matemático Blaise Pascal presentó una versión muy básica de la ruleta gracias a su infatigable búsqueda del movimiento perpetuo.

En aquella época había un boom de juegos de azar y de cartas. Existía un gran interés por las apuestas y por el riesgo, por lo que no tardaron en otorgarle estas características a la ruleta. Parece ser que el juego, tal y como lo conocemos hoy, fue experimentado por primera vez entre los miembros de la clase alta francesa.

Con el tiempo se han ido desarrollando diferentes variaciones del juego original. La ruleta americana es una de ellas.

En qué consiste la ruleta americana

En este juego la rueda de la ruleta tiene 38 divisiones, donde se encuentran los números de 1 a 36 alternativamente de color rojo y negro. También están el 0 y 00 (doble cero) marcados en verde.

Se asignan fichas de diferentes colores a los jugadores para evitar confusiones cuando se realizan los pagos. Una vez que cada jugador tiene sus fichas pueden empezar a realizar apuestas, siempre contra la banca y nunca entre jugadores. Estos pueden decidir si quieren apostar una ficha o cien, si van a por el rojo, el negro, una docena, un número pleno o muchas otras combinaciones. Las apuestas se pueden cambiar o ampliar en todo momento hasta que el crupier dice la conocida frase de «no más apuestas».

A continuación el crupier lanza la bola en la ruleta americana y dependiendo de dónde caiga, se decide el ganador de la tirada. Finalmente se vuelve a empezar una nueva ronda, ¡la ruleta nunca para!

El doble cero

El doble cero es lo que diferencia a la ruleta americana de la ruleta francesa y supone una verdadera ventaja para el casino. Si la bola cae en esta casilla, el jugador pierde automáticamente la apuesta realizada.

Ante el descontento de los usuarios de casino ante la desventaja matemática que implica el doble cero, las normas de la ruleta americana han ido variando en el tiempo para que este juego no cayera en desuso. Hoy en día cada casino aplica unas normas u otras. Lo ideas es siempre preguntar en qué modalidad se juega en cada uno de ellos antes de empezar.

La ruleta que no puede faltar en tu evento

En todos los eventos y celebraciones que hemos organizado con nuestro casino para eventos la ruleta siempre causa furor. Es un juego muy divertido con el que se pasa el tiempo volando. Si quieres contar con una auténtica mesa de casino con ruleta americana en tu próxima fiesta, no dudes en contactar con nosotros. Te la llevamos a donde tú nos digas.